Grandes series: Birds of Prey

Birds of Prey

El pasado: la ciudad de Gotham fue durante muchos años el escenario de la guerra sin cuartel de un cruzado enmascarado, Batman, contra el crimen, personificado éste en el demente maestro criminal conocido sólo como El Joker. Tras muchos años peleando sin llegar a alcanzar ninguno la victoria, una noche fatídica el Joker lanzó un ataque definitivo contra el punto débil de Batman: sus seres queridos.

Y en una sola noche, la turbulenta relación amorosa entre Batman y Catwoman terminó sangrientamente, con Selina Kyle apuñalada hasta morir ante los ojos de su hija Helena. Y la carrera de Barbara Gordon como la intrépida Batgirl se partió al mismo tiempo que su columna vertebral, destrozada por un certero tiro en las tripas.

Pero también las carreras de Batman y el propio Joker terminaron esa noche: acorralado por el Hombre Murciélago en uno de sus escondites subterráneos, el Joker encontraría, aparentemente, la muerte allí, y Batman saldría más destruido que victorioso. Y abandonaría su cruzada contra el crimen, desaparecería y nadie volvería verle nunca más.

El presente: la joven Dinah Lance llega a Nueva Gotham siguiendo un sueño. Literalmente, puesto que Dinah es una metahumana con poderes psíquicos, poderes que le permitieron, hace años, ser testigo “a distancia” de la catástrofe perpetrada por el Joker, y hoy en día, incapaz de superar la incertidumbre y el tormento que le causan sus poderes, busca la ayuda de aquellas que sobrevivieron a esa noche.

Mientras tanto, dichas supervivientes tienen sus propios problemas. Helena Kyle ha crecido y se ha convertido en una joven problemática, llena de rabia y arisca como ella sola. También ha tomado el relevo de sus padres, pues es hija no sólo de Catwoman sino también de Batman, y desde hace un tiempo imparte justicia en Gotham bajo el nom de guerre de La Cazadora. En esta misión la ayudan Barbara Gordon, ahora reconvertida en Oráculo, genio de la informática y capaz de encontrar cualquier cosa a través de Internet, y el incombustible Alfred Pennyworth, que sigue cuidando a la perfección de lo que queda de la familia Wayne.

Helena está obligada, bajo sentencia judicial, a asistir a terapia psicológica tras ser arrestada y condenada por actos de violencia (que no puede justificar sin revelar su identidad secreta). De proporcionarle terapia contra sus problemas de actitud se encarga la reputada y respetada doctora Harleen Quinzel, aunque por el momento la terapia no está dando demasiados frutos.

La llegada de Dinah a las vidas de Helena y Barbara hará que éstas se vean ante la duda de si echarla a patadas o aceptarla en su ambiente, dudas que se desvanecen después de que Dinah resulte fundamental para resolver el caso de una serie de asesinatos de naturaleza claramente paranormal.

Los personajes:

Helena Kyle / Cazadora Ashley Scott

Ashley Scott / Helena WayneHija natural de Selina Kyle, alias Catwoman, y Bruce Wayne, alias Batman, Helena creció educada por su madre y estuvo presente cuando ésta fue asesinada en plena calle. La pérdida de su madre y el abandono por parte de su padre, que desapareció del mapa tras los hechos de la Noche Fatídica, han hecho de ella una auténtica bomba andante, a pesar de la tutela de Barbara, que actúa con ella de madre, amiga, entrenadora y compañera en la lucha contra el crimen.

Helena es metahumana y ha heredado los poderes de su madre: capacidades físicas y sensoriales aumentadas, como una verdadera Mujer Gato. Su actitud, pero, la lleva a recibir constantes broncas por parte de Oráculo, además de haberla puesto en el punto de mira del detective Jesse Reese, que está empeñado en llevar ante la justicia a quien él considera una criminal más.

Inspirada en la Helena Wayne / Huntress original, la de la Tierra-2 pre-Crisis en Tierras Infinitas, se diferencia de ella en que sí tiene poderes y en su historia familiar.

Helena therapy

Dra. Quinzel: “Helena, la terapia de conversación funciona mejor si dices algo”.
Helena: “…”

Barbara Gordon / Oráculo Dina Meyer

Dina Meyer Barbara GordonLa antigua Batgirl, relegada a una silla de ruedas por el Joker, no se conformó con adoptar un papel de inválida y se reconvirtió en la misteriosa y anónima entidad ciberespacial llamada Oráculo, que proporciona servicios de información y recursos virtuales a la comunidad superheroica del mundo. Solamente Helena y Alfred saben que ella es Oráculo. Papel en el que se ha labrado una sólida reputación como la mejor hacker del mundo.

Lástima que no pueda decir lo mismo de su vida personal, un completo desastre. Da clases en una escuela secundaria, intenta mantener una relación sentimental más o menos estable con un compañero de trabajo, trata de hacer de su ciudad un lugar mejor, intenta dormir por las noches sin tener pesadillas sobre “aquella noche” y no se ha acostumbrado aún a que sea la respondona Helena la que reparta tollinas. Claro que por muy “Inválida” que sea, cuando se le da la oportunidad de dar hostiacas la aprovecha.

De las tres protagonistas, esta versión de Batgirl / Oráculo es la más fiel a la versión original del cómic. Y en los flashbacks en que la vemos cuando era Batgirl, el traje, aunque no sea haute couture, le sienta mejor que el de Alicia Silverstone.

DinaMeyerBatgirl

Dinah Lance Rachel Skarsten

Rachel SkarstenUna jovencita metahumana con poderes psíquicos (telépata por contacto y “vidente a distancia” en sueños), huye de su hogar para acudir a Gotham en busca de Helena y Barbara, tras haber visto en sueños todo lo que ocurrió la Noche Fatídica.
De aspecto dulce e inocente, resultará toda una revolución en las vidas de Barbara y Helena, sobre todo para esta última, que la verá no solamente como una rival en el papel de “hija adoptiva” de Barbara, sino que el hecho de que la mosquita muerta rubia esta tenga más mala hostia y peor levantarse por las mañanas que ella, la hará sentirse eclipsada.

Su historia personal es también bastante jodida. Los asiduos lectores de los cómics DC ya habrán reconocido el nombre y apellido, pero no todo es lo que parece.

No, no es Canario Negro, sino un personaje de creación específica para la serie, pero sí, está de algún modo relacionada con Canario Negro, la cual aparecerá en un episodio, interpretada por la estupenda Lori Loughlin.

Lori Loughlin, Canario Negro

¿Qué relación, si la hay, existe entre la joven Dinah y Carolyn Lance, la legendaria heroína conocida como Canario Negro?

Alfred Pennyworth Ian Abercrombie

Ian AbercrombieEl eterno mayordomo, quien durante tantos años fue la voz de la razón y la conciencia para Batman, lo es también para Helena y Barbara.

Deslenguado, impertinente, irónico, sarcástico e imperturbable, es seguramente el único que puede hacer callar a la temperamental Helena con una mirada.

Proporciona a las chicas un muy necesario soplo de cordura y normalidad en sus nada cuerdas ni normales vidas.

Muy parecido a la versión interpretada por Michael Gough en la serie iniciada por Tim Burton, Abercrombie sabe hacer suyo el personaje y nos entrega la mejor versión de Alfred jamás vista hasta ahora. Michael Caine le debe más de lo que parece.

Alfred Pennyworth

“No, monina, este té con galletas son pa mí. Si quieres, ya sabes dónde está la cocina.”

Jesse Reese Shemar Moore

Shemar Moore Jesse ReeseDetective de la policía de Nueva Gotham, es demasiado joven para recordar los tiempos en que Batman impartía justicia y le considera más una leyenda urbana que otra cosa, más un criminal que un héroe. Es por eso que no se toma nada bien las actividades de su “heredera” Cazadora, a la que tiene atravesada y está decidido a enchironar. El problema es que cuando por fin se ven las caras, pasa algo que no estaba previsto: saltan chispas entre ellos. Una tensión sexual y romántica en potencia que los deja muy incómodos a ambos.

Como es tónica en esta serie, el bueno de Jesse no se libra de tener un pasado familiar tormentoso en el mejor de los casos. Atentos que hay sorpresas.

Jesse es un personaje de creación propia para la serie, que no tiene su versión “original” en los cómics.

Helena y Jesse

Él: “Que sepas que te voy a enchironar, pájara”.
Ella: “¡Morenazo! ¿Tu casa o la mía?”

Harleen Quinzel Mia Sara

Harleen QuinzelLa psiquiatra que, para cumplir una sentencia judicial, proporciona a Helena terapia para controlar su mal genio. O lo intenta, pues que tu paciente se niegue a decir ni mú durante las sesiones pone las cosas difíciles. No obstante, la doctora Quinzel logra que Helena empiece a abrirse, a confiar en ella, y a beneficiarse de la terapia. Carismática y magnética, es difícil resistirse a su encanto.

Sherilyn Fenn

Sherilyn Fenn como la fallida primera Doctora Quinzel

Este personaje es sin duda el mejor aliciente que presenta la serie. En la primera versión del piloto que se presentó, estaba interpretado por la más conocida Sherilyn Fenn, que hizo un trabajo espantoso: inexpresiva, ausente, sin chispa, sin carisma, sin molestarse en interpretar. Tan mal lo hizo que, pese a haber sido ampliamente publicitada y ser uno de los principales ganchos de la serie, fue despedida ipso-facto y sustituida por Mia Sara.

Ésta lo hizo al revés: echó toda la carne en el asador y nos regala una interpretación increíble, crea un personaje interesante, divertido, lleno de matices, memorable e inolvidable. Entre ella y Alfred se reparten las mejores frases lapidarias, las mejores salidas de tono, las mejores idas de olla de cada episodio.

Mia Sara, la VERDADERA Doctora Quinzel

Mia Sara, la VERDADERA Doctora Quinzel

La ciudad de Nueva Gotham

Logo
La Gotham City original ya no existe, destruida durante un devastador terremoto hace años (esto no se ve en la serie ni es un spoiler, sino que procede del arco argumental No Man’s Land de los cómics de Batman de aquella época), y en su lugar se levanta Nueva Gotham, una ciudad todavía más oscura, peligrosa y subyugante en su podredumbre. Una ciudad que se revela como un protagonista más de la serie.

El origen y el destino de la serie:

Birds of Prey fue creada como serie de televisión por Laeta Kalogridis, al amparo del éxito de Smallville. Se inspiró en la serie de cómic del mismo título creada por el guionista Chuck Dixon y el dibujante Gary Frank que incialmente narraba las aventuras del equipo formado por Barbara Gordon / Oráculo como jefe de operaciones y Dinah Lance / Canario Negro como agente de campo, y al que más tarde se unirían heroínas del calibre de la Cazadora o Power Girl.

Birds of Prey número 1 original

No obstante, Kalogridis tenía en mente una serie mucho más adulta y seria que la melodramática serie Teen protagonizada por Tom Welling, con guiones más profundos, tramas más complicadas y personajes mejor construidos. Y toneladas de humor inteligente y gansadas.

La WB le dio luz verde… y enseguida le cortó las alas: para empezar, no podrían usar como personajes en la serie en sí ni a Batman, ni a Robin, ni al Joker, ni a ningún personaje que estuviese presente en la franquicia cinematográfica de Batman. Estos personajes sólo podrían ser mencionados y aparecer en el flashback que, durante la intro de cada episodio, resume los sucesos de la Noche Fatídica.

Además, los ejecutivos no pararían de poner pegas, exigir cambios en los guiones, obligar a seguir la misma estructura de “villano-superpoderoso-de-la-semana” que tan bien (o eso creían) funcionaba en Smallville, y sobre todo, recortaban sin parar el presupuesto para cada episodio, con lo cual Kalogridis y su equipo se las veían y se las deseaban para llevar adelante la empresa.

Lo consiguieron bastante bien, dadas las circunstancias. La serie cuenta con personajes muy bien construidos y diferenciados, los guiones adolecen de los brutales recortes e imposiciones de los ejecutivos pero la calidad de lo escrito por Kalogridis y su equipo logra sobrevivir, y la ausencia de dinero para efectos especiales hace que por lo menos, la dirección de actores, el montaje de los episodios y el flujo narrativo sean estupendos. Cada capítulo chirría enormemente por muchos lados (efectos especiales de vergüenza ajena, decorados repetidos hasta la saciedad, imposibilidad de contar con actores invitados de renombre, etc.), pero luce en otros aspectos: la interacción de los personajes es magnífica, con una dinámica del cuarteto protagonista que fluye con naturalidad, en la cual cada uno de los personajes (Barbara, Helena, Dinah y Alfred) se comporta con lógica, de acuerdo a su forma de ser, nunca forzadamente. Lo mismo se puede decir de la interacción entre Helena y Jesse: su mutua atracción y su simultánea mutua repulsión está muy bien explotada y da constantemente lugar a algunos de los mejores gags cómicos de la serie, pero también a momentos tensos y profundos.

Las historias autoconclusivas de cada episodio funcionan muy bien y son el marco perfecto para la subtrama argumental recurrente a lo largo de toda la serie, la de un misterioso villano que actúa en las sombras y pretende ocupar el vacante trono del Joker como Rey del Crimen de Gotham. Misterioso al menos para nuestras heroínas, puesto que nosotros descubrimos su identidad ya en el primer episodio: la doctora Quinzel, también conocida como Harley Quinn, la amante del Joker, y que está aún peor del terrado que él. Obviamente, los lectores habituales de los cómics se habrán coscado de esto nada más leer “Harleen Quinzel” en la introducción. He de insistir en el impresionante trabajo de Mia Sara: es realmente descojonante, su forma de actuar, la forma en que le cambia la voz en la versión original según está más pallá que pacá, sus expresiones y sus gestos, y la influencia que tuvo en el desarrollo del personaje, Los que tengan la oportunidad, DEBEN ver primero el piloto original en que Sherilyn Fenn hacía el papel, y luego ver el piloto final. Increíble. Esta característica, que nosotros sabemos quién es el villano y qué hace, pero las Aves no, también da pie a multitud de chistes recurrentes, gags cómicos y momentos de alta tensión.

La ambientación de la serie es más o menos un Spin-off de las dos primeras películas de Batman de Tim Burton, en especial de Batman Returns, como se puede ver perfectamente en la caracterización de Batman (Bruce Thomas) y Catwoman (Maggie Baird): tienen el mismo aspecto que en Batman Returns, aunque la Baird se parece tanto a Michelle Pfeiffer como un huevo a una castaña. El Joker, en cambio, es la versión de la serie animada, puesto que aunque físicamente le interpreta Roger Stoneburner, es Mark Hamill quien le da voz. Estos tres personajes solamente salen en flashback durante el piloto, y luego en la intro pre-créditos de cada episodio, pero nunca en la serie en si.

A lo largo de la serie, muchos personajes del Universo DC hacen aparición, aunque obviamente se trata de personajes muy secundarios e incluso terciarios, puesto que Kalogridis no tenía permiso para usar a ninguno de los “importantes”. No obstante se las arreglaron muy bien con lo que tuvieron y algunos de ellos, como Clayface, son realmente memorables.

He de dejar clara una cosa: esta es una de mis series TOP TEN, pero para un espectador casual es mala con ganas. Los efectos especiales son francamente insoportables por lo baratos, los guiones tienen detalles que son simplemente estúpidos, pero es por culpa de los supervisores “artísticos” de la Warner, que no querían bajo ningún concepto que esta serie pudiese hacer sombra a la sacrosanta Smallville. Un ejemplo: en el episodio en que las Aves se enfrentan a Lady Shiva, estuvieron obligados a ponerle un traje “sexy”, que incluía unos taconazos de vértigo que hacían que la pobre Shung-Hi Lee apenas pudiese andar (se ve claramente en varias ocasiones cómo está a punto de partirse un tobillo al dar un paso). Estos detalles son especialmente sangrantes porque los guiones están llenos de cosas buenas: diálogos ingeniosos y ágiles, humor afilado y sarcástico, momentos emotivos muy logrados, escenas serias que funcionan bien y escenas cómicas que son una partida de caja…

Viendo lo que es ahora la moderna Arrow, uno no puede evitar darse cuenta de la maravilla que el equipo de Kalogridis habría conseguido hacer con Birds… si les hubiesen dejado.

La serie fue cancelada en su primera temporada, pero gracias al apoyo de sus incombustibles fans (que la hemos convertido en una serie de auténtico culto, y su edición en DVD ha sido un éxito de ventas a la altura de Firefly) se le pudo dar un final digno, autoconclusivo y satisfactorio.

Si eres amante del Universo DC no puedes perdértela. Aunque sea como ejercicio de lo que puede hacer un equipo de gente tozuda que está dispuesto a llevar adelante un proyecto a pesar de tener en contra a los mandamases.

Superpoderes, chicas monas, chicos macizos, artes marciales, un mayordomo respondón y una psicóloga que está como un cencerro. ¿Quién da más?

Título original: Birds of Prey
Géneros: Drama, Acción, Comedia, Superhéroes, Artes Marciales
Creada por: Laeta Kalogridis, basándose en los personajes de cómic publicados por DC Comics
Protagonistas: Ashley Scott, Dina Meyer, Rachel Skarsten, Shemar Moore, Ian Abercrombie y Mia Sara
País: Estados Unidos
Temporadas totales: una
Episodios totales: trece ( lista de episodios)